Ajo desodorizado

Extracto concentrado 100:1 de ajo desodorizado (corresponde a 2 g de ajo fresco)

El alimento milagroso para regular la tensión arterial y el índice de colesterol.

Ajo desodorizado

PRINCIPALES INDICACIONES:

Estimula el sistema inmunitario, reduce la tensión arterial y el índice de colesterol, previene los trastornos cardiovasculares y la arteriosclerosis, antimicrobiano.

16,00 €

Ref. GA10 En Stock

Alegaciones de salud reconocidas por los organismos siguientes:

La Comisión E alemana indica su empleo en hiperlipidemias, arteriosclerosis, hipertensión arterial y en la prevención de problemas vasculares relacionados con la edad.
ESCOP: Coadyuvante en la profilaxis de la aterosclerosis y para el tratamiento de las hiperlipidemias.

Descripción

Reconocido universalmente por sus múltiples propiedades terapéuticas, el ajo (Allium sativum L.) es un aliado esencial para la salud y se utiliza desde hace más de 5000 años como alimento y medicina. Es un potente antimicrobiano natural, inmunoestimulante y protege además nuestra salud cardiovascular mejorando el perfil lipídico y disminuyendo la tensión arterial.

Entre los principales compuestos del ajo destacan los compuestos azufrados (aliína, alicina, disulfuro de dialilo…), estos poseen actividad microbiana, antitumoral y antiagregante plaquetaria, contribuyendo así al extraordinario poder terapéutico del ajo.

Nuestras cápsulas de extracto concentrado 100:1 de ajo desodorizado aportan en una sola dosis el equivalente a 2 gramos de ajo fresco.

Al ser un extracto desodorizado, carece de fuerte olor y sabor, evitando los problemas asociados a la digestión del ajo.

Información detallada

Descripción y origen
El ajo (Allium sativum L., familia Amaryllidaceae) es originario del desierto siberiano de Kirghiz y gracias a los pueblos nómadas llegó a China, Arabia, Egipto y el Mediterráneo, donde se cultiva desde la antigüedad (1).
Es una planta herbácea compuesta por un bulbo formado por una decena de dientes (bulbillos), un tallo cilíndrico de alrededor de 40 cm con hojas envolventes y alargadas, y una inflorescencia de color blanca o rosada (2).

Historia
El bulbo de ajo se utiliza de manera habitual en la cocina mediterránea y se ha empleado en la medicina tradicional como antiséptico, antimicrobiano, antipirético, vermífugo y analgésico.
Utilizado desde hace miles de años, Hipócrates ya describía su eficacia para el tratamiento de la neumonía y la curación de heridas en su tratado Corpus Hippocraticum (3). Además, se le atribuían propiedades vigorizantes y fortificantes, por lo que formaba parte de la alimentación de los atletas durante los Juegos Olímpicos en la Grecia Clásica (1).
En el siglo XVI comenzó en Europa el interés por el ajo como medicamento, considerándose una panacea debido a sus múltiples aplicaciones, y en la actualidad numerosos estudios científicos han demostrado sus propiedades terapéuticas.

• Composición
El bulbo de ajo contiene aceites esenciales, compuestos azufrados como la aliína (S-alil-L cisteína sulfóxido), garlicina (disulfuro de dialilo) o el ajoeno. Otros constituyentes presentes son flavonoides, proteínas, minerales aminoácidos, esteroides, adenosina, vitaminas A, B y C (1-2,4).

Nuestro extracto
Nombre del extracto: Extracto  concentrado 100:1 de ajo desodorizado
Nombre científico: Allium sativum L.
Parte utilizada: Bulbo

Beneficios
El ajo tiene efecto antioxidante, hipolipemiante, activador de la fibrinólisis, antiagregante plaquetario, vasodilatador periférico con efecto antihipertensivo, antihelmíntico y antimicrobiano (4).

• Uso, dosis
Una dosis de nuestro producto (2 cápsulas) equivale a 2 gramos de ajo fresco. Es recomendable consumir con un vaso de agua durante las comidas.

Estudios/búsquedas
El ajo es una planta medicinal que se utiliza desde hace más de 5000 años para tratar diferentes enfermedades, destacando su uso para el tratamiento de enfermedades cardiovasculares. Ensayos clínicos han demostrado la efectividad del ajo para disminuir la tensión arterial frente al placebo (5). Este efecto se ha relacionado con una acción sobre los canales de potasio, la concentración intracelular de calcio y la inhibición de la enzima convertidora de la angiotensina.

Además, también se ha relacionado con un aumento de la vasodilatación mediado por los compuestos azufrados del bulbo de ajo: la aliína se transforma en alicina mediante la acción de la enzima aliinasa (4) y a su vez, la alicina es precursor de varios productos de transformación (incluidos ajoenos, vinilditiinos, oligosulfuros y polisulfuros) y, por una serie de reacciones, interviene en la síntesis de óxido nítrico endotelial, aumentando la vasodilatación y disminuyendo así la presión arterial (6). El ajo mejora también el perfil lipídico, inhibe la agregación plaquetaria y tiene actividad antioxidante y fibrinolítica (7).

Junto con su uso para el tratamiento de enfermedades cardiovasculares, el extracto de ajo es eficaz para fortalecer el sistema inmune y el tratamiento de problemas de hígado (7). Es también muy conocido por sus propiedades antimicrobianas, inhibiendo el crecimiento de bacterias y hongos (3).

Finalmente, se ha estudiado la eficacia del ajo para el tratamiento de enfermedades neurodegenerativas, observándose que los compuestos organosulfurados tienen actividad antineuroinflamatoria, siendo un prometedor candidato para el tratamiento de enfermedades neurodegenerativas inflamatorias (8).

Bibliografía
1. Posibilidades terapéuticas del bulbo de ajo (Allium sativum). Navarro (2007) Revista de Fitoterapia 7: 131-151.
2. Gran diccionario ilustrado de las Plantas Medicinales descripción y aplicaciones. Berdonces (2009) Oceano Ambar.
3. Allicin: Chemistry and Biological Properties. Borlinghaus et al. (2014) Molecules 19: 12591-12618.
4. Fitoterapia. Vademécum de prescripción. Vanaclocha and Cañigueral (2003) Elsevier.
5. Potential of garlic (Allium sativum) in lowering high blood pressure: mechanisms of action and clinical relevance. Ried and Fakler (2014) Integrat Blood Press Control 2014:7 71–82.
6. Efecto hipotensor del extracto de ajo (Allium sativum) macerado por 18 semanas en un modelo experimental in vivo. Chaupis-Meza et al. (2014) Rev Peru Med Exp Salud Publica 31(3): 461-66.
7. Allium sativum: facts and myths regarding human health. Majewski (2014) Rocz Panstw Zakl Hig 65(1): 1-8.
8. Evaluating the anti-neuroinflammatory capacity of raw and steamed garlic as well as five organosulfur compounds. Ho et al. (2014) Molecules 19: 17697-17714.

Composición

INGREDIENTES:

Por 2 cápsulas: Aceite de soja, monoglicéridos destilados, 20 mg de extracto concentrado 100:1 de ajo desodorizado (Allium sativum L.) (corresponde a 2 g de ajo fresco).

OTROS INGREDIENTES:

Cápsula: gelatina bovina, humectante (E422): glicerol.

ALÉRGENOS:

Este producto no contiene alérgenos (según el Reglamento (UE) Nº 1169/2011) ni organismos modificados genéticamente.

FABRICACIÓN Y GARANTÍA DE CALIDAD:

Este complemento alimenticio está fabricado por un laboratorio siguiendo las normas BPF. Las BPF son las Buenas Prácticas de Fabricación vigentes en el sector farmacéutico europeo (en inglés GMP, Good Manufacturing Practice).
El contenido del principio activo está garantizado por análisis regulares que se pueden consultar online.

Uso

CONSEJOS DE USO:

2 cápsulas al día con un vaso de agua, durante las comidas.

PRECAUCIONES:

Se desaconseja para mujeres embarazadas o en periodo de lactancia. No exceder la dosis diaria recomendada.

ADVERTENCIAS:

Los complementos alimenticios no deben utilizarse como sustitutos de una dieta variada y equilibrada y un estilo de vida saludable. En caso de tratamiento médico, consulte con su terapeuta. Solo para adultos. Mantener fuera del alcance de los niños más pequeños.

INSTRUCCIONES DE ALMACENAMIENTO:

Conservar en un lugar fresco, seco y fuera del alcance de la luz.